jueves, 13 de diciembre de 2012

Este año en el Metal...

Ok, así que las listas de fin de año comienzan a aparecer, e igual que cada diciembre de los últimos tres años (Considero que en 2009 aún lograba escuchar todo lo que bajaba), me veo sepultado bajo gigabytes de música apenas revisada. Guiándome principalmente por la página Pitchfork.com, la ocasional curiosidad propia y uno que otro éxito comercial (aunque no hayan sido tan amados por la crítica), he logrado acumular  cerca de 80 discos de estudio, sin contar unas 10+ en lo que respecta a EPs, compilaciones y discos en vivo. Sí, conociéndome, a pesar de tener bastante tiempo por estos días, es probable que mi lista de lo mejor del año no vea la luz hasta enero. Por ahora, he decidido seguir ampliando mi lista, en un par de géneros que con los años han perdido protagonismo en mi colección.

Comenzamos con el metal, un género del que constantemente me veo hablando en reuniones; platicando sobre como solía escuchar más metal antes, pero que una vez que expandí mi gusto musical, pasó a un segundo plano. Cuento como la música pesada parecía tener un poco más de relevancia con la energía de la adolescencia, y como ahora cuando sentía ganas de oír metal, simplemente recurría a los clásicos, llámese Master of Puppets, Painkiller o un Live After Death, y si la ocasión ameritaba algo un poco más extremo, pues siempre existe un Reign in Blood o un Vulgar Display of Power. Y aún en mis "días metaleros", siempre  buscaba los clásicos, estando muy poco al tanto de las tendencias más recientes. Tanto así que probablemente las dos de las únicas bandas de mi agrado de los últimos años que podría nombrar son los Deftones y Mastodon. Así que cuando a principios de este mes se empezaron a publicar las listas de fin de año, la revista de metal Decibel, fue de las primeras en pronunciarse. He aquí lo que pienso de los primeras tres posiciones en dicho conteo (Vale decir que puede que ameritase escuchar más los discos antes de opinar):

3. Evoken - Atra Mors

Provenientes de Nueva Jersey, ciudad afectada este año por el huracán Sandy (no realtion whatsoever -_-), nos viene esta ya veterana banda de Funeral Doom Metal, que lleva por nombre Evoken. Atra Mors es su quinto disco de estudio, y su traducción del latín es la de "Muerte Negra". Para alguien alejado de la escena, cuan más largo es el nombre del género que representan, más ridículo me parece, pero de cierta forma me trago la estética de este disco, que logra crear una buena atmósfera. Las partes vocalizadas que tanto me cuesta acostumbrar y tomarme en serio, son esporádicas, y disfruto más del disco cuando estás no aparecen. Lo admito, Evoken está fuera de mi zona de comfort musical, pero aún así puedo decir que Atra Mors es un trabajo bien logrado, más cuando se toma en cuenta que ha estado 5 años en el horno, y que es el primer disco desde que partiese su guitarrista fundador.

Evoken - Atra Mors


2. Converge - All We Love We Leave Behind

Ooops, creo que cuando mencioné a Mastodon y a Deftones al principio de la entrada como mis bandas favoritas de metal de los últimos años, olvidé mencionar a Converge, la banda de Hardcore que hace ver a Black Flag como una boy band. Activos de 1994, está banda de Massachussetts logró culminar su sonido con Jane Doe, su disco de 2001. 11 años después, Converge nos trae su octavo disco de estudio, en donde conserva la agresividad que les caracteriza, pero ya un poco reducida para ser más palatable. Jane Doe es un excelente disco, pero no exagero al decir que viene acompañado de un sangrado de nariz. All We Love We Leave Behind también expresa esa violencia pura, y considerando que dura menos de 40 minutos, el escucharlo también resulta ser como una montaña rusa.

Converge - All We Love We Leave Behind (Full Album)


1. Baroness - Yellow & Green


Al igual que hiciera Mastodon el año pasado con The Hunter, Baroness ha dejado un poco atrás la pesadez que les caracteriza, principalmente en cuanto a lo vocal se refiere, optando un sonido más lo Stoner Rock. La atmósfera sigue siendo densa y lodosa, pero ahora la voz sobresale mucho más y se puede llegar a entender lo que se está oyendo. Yellow & Green sigue el patrón de discos en base a colores (Red de 2007 y Blue de 2009), y expande dicha estética a un disco doble. La mayor desventaja del disco es que toma 1 hora con 20 minutos el oírlo en su totalidad, pero no desentona a lo largo de esos 80 minutos, con fragmentos tanto metálicos, como pistas más acústicas y fabulosos tramos progresivos que demuestran la habilidad de los músicos que componen la banda. Fans de los primeros discos pueden quedar desconcertados, yo por mi parte, soy de los nuevos fans que Baroness ha ganado con Yellow & Green.

Baroness - Yellow & Green (Full Album)


Para visualizar la lista de los mejores 40 discos de metal del año según Decibel, hacer clic acá.

No hay comentarios: